domingo, 3 de mayo de 2009

Dinosaurios en el cine: una historia alternativa

El cine siempre ha buscado historias fascinantes. ¿Y qué causa más fascinación que los dinosaurios? Por eso, el tema de las bestias más famosas del mundo ha sido tratado en el cine desde sus inicios. Un ejemplo de ello es el siguiente cortometraje de animación, de 1914, titulado "Gertie el dinosaurio", y rescatado del olvido por San Youtube.



Este curioso video es una muestra de cómo el cine de animación ha representado el mundo de los dinosaurios: como protagonistas de la historia y como los "buenos" de la película. ¿Pero cómo ha tratado el cine de acción real a estos seres formidables? El principal problema era que los dinosaurios no hablan y a nadie le iba a interesar un filme de una hora con un dinosaurio como protagonista, sin hablar y sin nada. Por eso los dinosaurios fueron relegados a un papel secundario, siendo los malos de la película, mientras que los humanos eran los protas. Pero había otro problema ¿cómo situar los humanos y los dinosaurios en la misma época? Y aquí es donde el rigor científico desaparece por completo.

Normalmente se solía usar el argumento del mundo perdido, la isla perdida donde no pasa el tiempo y los dinosaurios campan a sus anchas. Es el caso de "La isla desconocida" (1948), "Lost Continent" (1951), película que les sonará a los "chanates" o "King Kong" (1933), en la que el gorila gigante lucha con lo que se supone que es un tiranosaurio. Pero había otras ocasiones en las que, simplemente, mostraban a humanos y dinosaurios viviendo juntos en la antigüedad, suponiendo una patada considerable a la ciencia paleontológica. El ejemplo más claro en este caso es "Hace un millón de años" (1925) en la que no sólo salen dinosaurios y humanos cohabitando en la misma época, sino que ambos aparecen hace un millón de años, cuando unos estaban extintos y a otros les faltaba aún mucho por evolucionar.

Con el paso de los años el cine ha ido mejorando su técnica e interesándose por otros argumentos dentro del mundo de los dinosaurios. En este sentido, hubo dos películas, tanto en animación como en cine, que resultaron revolucionarias a la hora de hablar de estos seres. Con la figura del gran dibujante Don Bluth, nos llegó "En busca del valle encantado" (1988), una simpática película que narraba la historia de Piecito y sus amigos los cuales, tras un cataclismo que desoló la Tierra, tenían que buscar un valle donde, según decían, seguía habiendo vida. La película fue la primera de una saga interminable de la cual desconozco cuantas se han hecho, pero supuso un nuevo hilo argumental a seguir: la migración hacia un lugar más habitable después de una gran catástrofe.


Siguiendo este mismo tema, y en una mezcla de "En busca del valle encantado" y "Tarzán", Disney nos presentó en el año 2000 una de sus primeras películas de animación por ordenador: "Dinosaurio", la historia de Aladar, un iguanodón que es criado por una familia de lemures y que, debido a un cataclismo que supuso la extinción de los de su especie, decide recorrerse el mundo para buscar algún dinosaurio vivo. La película no es que sea demasiado buena, pero nos regaló una banda sonora espectacular que seguro muchos habréis escuchado ya.



En lo que al cine de acción real se refiere, la película que revolucionó el género es, sin lugar a dudas, la que todos pensamos, "Parque Jurásico" (1993), dirigida por Spielberg y basada en la novela del recientemente fallecido Michael Crichton, supuso una revolución técnica sin precedentes. Su argumento, sin alejarse de la famosa "isla desierta", es un recurso muy verosímil y científicamente menos disparatado, para hacer que humanos y dinosaurios puedan cohabitar juntos. Podría decir todo lo que significó para el cine y para el mundo entero esta película, pero necesitaría una entrada entera.

Esa ha sido, a grandes rasgos, la historia cinematográfica de los dinosaurios. Pero, ¿qué les depara el futuro? Dejando de lado el falso rumor de la cuarta parte de "Parque Jurásico" (Si no aparece en IMDb es que no existe) hay una película, llamada "The tree of life" de Terrence Malick y protagonizada por Brad Pitt y Sean Penn, en la que los dinosaurios tendrán un gran protagonismo. Por otro lado, este verano llegará a España la tercera parte de Ice Age, otra famosa saga prehistórica de animación. Su título lo dice todo: "Ice Age 3: el origen de los dinosaurios". Si uno ha visto las dos películas anteriores se quedará extrañado. Primero aparecen homínidos, luego viene el deshielo y ahora dinosaurios. ¿Están viajando atrás en el tiempo o es, simplemente, otra forma gratuita de explotar la gallina de los huevos de oro? Así que, con este repaso, se puede decir que científicamente, los dinosaurios en el cine no han sido muy bien tratados. Pero en el fondo debemos pensar que es cine y este busca el entretenimiento y la fascinación así que, como espectadores, se lo podemos perdonar ¿o quizá no?